La Cerrada del Pintor desde el Pino de las Tres Cruces

Distancia: 11 kms

Desnivel: 462m

Dificultad: Alta. Exige trepar y destrepar en terrenos inestables y un rápel para hacerla completa.

Tipo de camino: Senda hasta alcanzar el río Gualay. Ningún camino ni senda durante la cerrada. Para acceder de nuevo a la senda (de vuelta) se sube por un jorro o campo a través.

 

Cerrada del Pintor

Para iniciar la ruta se aparca en el Pino de las Tres Cruces, en la pista que va del Puerto de Tíscar al Nacimiento del Guadalquivir. Desde ahí seguimos la senda que lleva a la antigua Casa Forestal de Gualay. Podemos bajar hasta el Puente de Gualay o bien desviarnos antes, buscando el cauce más próximo a la entrada a la cerrada.

Cerrada del Pintor, Gualay

Una vez dentro de la cerrada no hay pérdida: la única opción es continuar el curso del arroyo (en época estival por aquí suele bajar filtrado). Lass primeras dificultades empiezan casi de inmediato, con un destrepe importante. A continuación habrá varios momentos en los que tendremos que echar las manos a la roca.

Cerrada del Pintor

Finalmente llegaremos a la parte superior de la famosa cueva. Aquí la única opción si queremos continuar por el cauce es rapelar (hay dos argollas con parabolts). En caso de que no llevemos equipo de escalada podemos volver unos metros sobre nuestros pasos y buscar un paso que, por la margen derecha, nos permitirá enlazar con una senda. Siguiendo esta senda hacia abajo volveremos al cauce justo al final de la Cerrada, por encima de la Fuente del Borbotón. Desde ahí podemos hacer la última parte, hasta la cueva, remontando el cauce.

 

Te interesará...